Saltar al contenido

Metales rojos (Pdf o Epub)

Ficha

Título: Metales rojos
Autores: Rodrigo Díaz Cortez
Editorial: Comba
Fecha: 01 ene 2020
Tamaño: 0.68MB
Idiomas: Español
ISBN/ASIN: 9788494803161
Literatura: Libros de Historia
Páginas: 289
Formato de la descarga: epub y pdf

 Sinopsis

Los personajes que dan forma a «Metales rojos» cautivan por su arrojo y por el modo de hacer frente a las situaciones. Un violochenlista que toca en las escaleras del metro vive un idilio con una muchacha que huele a gasolina, dos adolescentes roban a un viejo que se dedica a la compraventa de motocicletas de la Segunda Guerra Mundial,

dos amigas con ganas de diversión salen escarmentadas de una fiesta, un payaso que en su última actuación tiene que defender a una mujer atracada en una calle oscura…, personajes en su mayoría con una vocación artística contenida. El mundo sólo les ofrece fragilidad y desesperanza. Rodrigo Díaz Cortez da cuenta en estos doce relatos de su contrastada intensidad narrativa, pegada al aliento de los sucesos.

Leer el primer capítulo:

Noelia, tampoco si iba a ser posible volver alguna vez a la realidad. Hasta ese momento ella
había tenido una vida complicada. Probó la cocaína una vez y casi de inmediato se enganchó.
Cuando sus camellos dejaron de regalársela, empezó a vender algunas joyitas que había recibido
en la adolescencia para conseguir nuevas papelinas. Hasta que los padres lo descubrieron todo.

La echaron de casa, pero siguieron pagándole la carrera de Bellas Artes. Mónica la recibió en su
piso y con el tiempo se arrepintió: jamás toleró su hedor a gasolina. Así estaba su vida cuando
conoció al Loco que tocaba el violonchelo en la calle Ferrán y en el subterráneo del metro de
Catalunya. A Noelia le hizo gracia su peluquín, los zapatos blancos, esas arrugas en los ojos que
parecían sonreírle; pero sobre todo la facilidad con que cargaba el violonchelo, como si levantara
a una niña justo por la cintura.

El Loco no entendía su afonía crónica. Después supo que se gritaba día y noche con su
hermana y de ahí el continuo desgaste de su garganta. Además del diminuto objeto que vibra y de
las cosas que se le perdían a Mónica, el motivo de las frecuentes discusiones era la economía
paupérrima de Noelia.

Ella se había acostumbrado a darse una vuelta por la plaza Macià. Cinco o
seis clientes en tres horas eran suficientes. Aquello se había convertido en una rutina, como la de
transportar cuadros de sus colegas en la furgoneta. Mónica la despertaba a gritos, le pedía que
abriera las ventanas porque el piso apestaba a gasolina. ¡No soporto tu fetidez! ¡El día menos

pensado me incendias la casa! Noelia la empujaba sacándola de su habitación y seguía durmiendo.
Hacía mucho que buscaba un piso, mejor dicho un pequeño estudio. Difícil lo tenía tratándose de
Barcelona. Cuarenta metros cuadrados, alquiler quinientos euros al mes. Por supuesto que era una
locura

Aqui abajo les dejare los enlaces directos para su descarga gratis:

Metales rojos – Rodrigo Diaz Cortez.epub
Metales rojos – Rodrigo Diaz Cortez.pdf